lunes, 14 de julio de 2008

La lista de la compra

Yo no me parezco a mi madre en los ojos, ni en el color del pelo, ni en el tamaño de las orejas. Me parezco a mi madre en la forma de hacer la compra.

Será por los kilómetros de pasillo de supermercado que llevo recorridos a su lado pero compro prácticamente los mismos productos en el mismo orden. Reconozco en mí sus tics de siempre como lo de coger los yogures del fondo para llevarte los que caducan más tarde, lo de abrir el cartón de huevos para comprobar que están todos intactos o lo de pedir las lonchas de jamón finitas que están más buenas.

Pero si compras siempre parecido, comes parecido y eso acaba siendo un aburrimiento. Para evitarlo, se me ocurren varios trucos, el primero, ir a la compra con una persona nueva. Es la mejor forma para darte cuenta de que hay un sinfín de productos a los que no se te había ocurrido acercarte.

Otro opción para incluir alguna variedad en tu nevera es consultar
Lo que compra España, un blog con título cañí que recoge las listas de la compra que se quedan olvidadas en los carros de los supermercados. En un vistazo rápido he encontrado un montón de comida que, para nosotros, son invisibles como el cilantro, los petisuis o la mortadela.

He visto muchas cosas curiosas en las listas que olvida la gente pero me han llamado especialmente la atención tres: la pésima ortografía de todas (se nota que las listas se escriben para uno mismo), cómo bautizqamos los productos según la persona que vaya a tomarla (Pan de Bea, pescado niños o Yogurt YO) y los infinitos sinónimos que tiene la palabra "piquitos" (picos, colines...)
¡Hoy en mi lista hay una buena semana para todos!

17 comentarios:

Ivana dijo...

Las listas vas super bien para no olvidarte lo que vas a comprar, yo si voy sola lo prefiero! cogo el carro o esos cestos con ruedas y me paseo por el super que tienen cosas de gourmet, mirando to, to!!! Pero con la prisas a veces se me olvida lo esencial!! Así que tengo que volver corriendo!1

ars dijo...

Nuestra "cacería" también es una buena forma de descubrir nuevos productos.

Tengo otro "must" Mercadona: Son muchas, pequeñas y perfectas para el desayuno. A ver si las encontráis, Miss y mister Rosenthal ;)

La Ballena Elena dijo...

Creo q hay pocas cosas más divertidas q mirar y curiosear en los supermercados, especialmente la sección de champús, la de panadería del Mercadona, oler los suavizantes ....

un beso Rosenthal, otro para Ars que espero q el tarro esté vacío

Señorita Puri dijo...

yo nunca hago listas de la compra. Así pasa lo que pasa: tengo 6 botes de cera friegasuelos en casa, 4 paquetes de 50 pastillas cada uno para el lavaplatos, 2 tambores gigantes detergente para la lavadora 3 botes de lejía de 2 litros... y 2 latas de coca light...

Vamos que puedo limpiar un hotel entero pero morirme de sed... tengo que comprar post its para apunatar (pero si no tengo post its... dónde lo apunto... ummmm)

Palbo dijo...

¿Qué es la inspiración? ¿Existe? ¿Tiene algo que ver con la Infinita Paciencia? ¿Why am I really here? ¿Quién es usted? ¿Puedo meterme en su vida?

elena dijo...

es un blog genial! qué recortes tan chulos! mi listas suelen ser cortas, y a veces, ni siquiera hago, también está bien ejercitar un poco la memoria, no?

-visitar a miss rosenthal a diario

Lantana dijo...

jajaja.... yo ya no hago lista, pk la dejo colgada en la nevera y cuando finalmente voy al supermercado se queda allí colgando.... voy a visitar este blog que recupera las listas de los carros....
Siento que últimamente estoy algo desconectada....
Pásate por el blog que estoy de concurso! BESOS!

Esti dijo...

gracias. No sé cómo lo haces, pero tus selecciones son estupendas. Tu lista de la compra seguro que está a la altura
:)

Berreca dijo...

Qué gracia! yo suelo hacer lista de la compra porqué si confío en mi pésima memoria casi siempre me dejo algo... las escribo en blocs de notas que me hago yo misma de papel viejo.

la baigo dijo...

Son muy curiosas nuestras costumbres de casa !!!

Yo no hago lista de compra xo recuerdo aquellos sábados por la mañana cuando mi madre nos daba dinero y una lista para ir al super.

Y también es muy interesante cuando acompañas a alguien al super y ves qué compra y cómo.

PD: yo también tengo esa costumbre de buscar los yogures de detrás.
E incluso cuando los dejo en la nevera los pongo por orden de caducidad para consumir primero los que caducan antes; eso en económicas se llama criterio FIFO.

Serafina dijo...

Qué divertido, confieso que alguna vez he cotilleado los tickets que dejan en caja para ver qué compraba la gente, pero así es mucho mejor.

Mis listas también se quedan en el frigorífico pegadas y luego, cuando sólo iba a por un par de cosas, acabo tirando de tarjeta, ay omá.

Fui con mis compis del curro de compras al súper y sí que es verdad que te abren los ojos a productos antes invisibles.

Un post genial, como de costumbre.
Un besazo!

toxogirl dijo...

Buenísimo!!!casi nos meamos de la risa mi novio y yo, otra cosa mas para psar el rato,mañana cuando vaya al super ya tengo algo mas con que pasar el rato!!un besazo!!!y gracias por el descubrimiento!!!!

Aran dijo...

mira, yo vivo en EEUU ahora pero todavia hago listas de la compra como las que hacia mi madre. Increible! Nunca lo habia pensado pero asi es. Mis amigas americanas se asustan con mis listas.

Alicia dijo...

Esta es la versión que precede a lo que yo hago cuando estoy aburrida esperando mi turno y me quedo viendo todo lo que la gente va sacando del carro para pagar, me transformo en una especie de Sherlock Holmes sacando conclusiones de que tipo de personas pueden ser y qué habitos tienen sólo por lo que compran, aunque nunca he llegado a saber si mis conclusiones son acertadas...

♥ Tiny Red dijo...

me encanta las listas :)

las sandalias de ana dijo...

upss, mi madre no hacía listas y yo tampoco, mi niña repetirá la tendencia? he empezado por las listas de blogs... todo un inicio!!!

besos

bola voladora dijo...

UPSSS!! En ocasiones, mientras vacío el carrito de la compra en la caja, he sentido sobre la espalda la mirada diseccionadora de los que esperan detrás.

Estupendas señoras y señores con carros llenos a rebosar de productos de todas las secciones, escogidos con la sabiduria que otorgan los años de compras y una eficiente administración de la economía casera !!

Y yo, con mis 4 chorraditas de queso brie, copa danone de fresa i nata, paquete mini de guisantes summum y brotes de alfalfa...

Entonces me siento un bicho raro y busco entre la clientela a alguien con un carro como el mío. A veces lo encuentro y entonces le dedico una discreta sonrisa solidaria :-)